a

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo ligula eget dolor. Aenean massa cum sociis Theme natoque.

Latest Posts

1-677-124-44227
184 Main Collins Street West Victoria 807
info@yoursite.com

La pringá en Sevilla, un delicioso plato de aprovechamiento

Es una comida contundente que te llenará de energía.

pringá sevilla gastronomía camino de la plata

El tapeo andaluz tiene clásicos que pasan de generación en generación.

Andalucía tiene una variedad gastronómica de fantasía, como las croquetas, el salmorejo, el pescadito frito… y, si conoces a algún Andaluz o has visitado alguna vez Sevilla, seguro que has oído hablar de la famosa “pringá”.

 

Su origen deriva de una costumbre muy familiar relativa al puchero de esta tierra, o lo que se conoce en España por cocido, del cual existen numerosas versiones. 

 

Y es que los sevillanos tienen una norma a la hora de comerlo, servir primero el caldo con los garbanzos y de segundo la carne utilizada para el puchero. 

 

El  nombre ‘pringá’ en Sevilla se debe a su forma de comer, pues la carne que se sirve de segundo plato se consume sin cubiertos, simplemente mezclando y aplastando con pan, es decir, “pringando”. 

 

Lo mejor de esta comida es que se trata de un plato de aprovechamiento, se utilizan los restos del cocido o el ‘avío’ que son siempre productos de alta calidad. 

 

Y si te lo estás preguntando, sí, es una comida muy alta en grasas. A pesar de ser una tapa, es una comida contundente que te llenará de energía.

 

Sin embargo, solo por la fusión que se produce en el paladar merece la pena probar esta bomba. Además, para los peregrinos es una opción ideal para recargar fuerzas y seguir con la ruta del Camino De Santiago. 

 

Normalmente, este plato se sirve en cualquier bar andaluz como tapa en un “montadito” caliente y suele llevar pollo, jamón, tocino, en ocasiones morcilla y chorizo, y el propio caldo del cocido junto con pan. 

¿Has probado alguna vez esta delicia de la cocina sevillana? ¡Cuéntanos en los comentarios qué te ha parecido!

Deja un comentario